¿El racismo influye en nuestra sociedad?

0

Racismo Chimborazo: Hay que cambiar la forma de pensar en el tema educativo, creemos que al campo puede ir cualquier maestro, dijo enfático Delfín Tenesaca.

Racismo Chimborazo
Racismo Chimborazo: Tenemos que ver y tomar conciencia. https://laprensa.com.ec
¿Considera que el racismo todavía influye en nuestra sociedad?

En 1830, cuando se hizo la Primera Constituyente en la ciudad de Riobamba, en ese tiempo los diputados habían manifestado que los honorables diputados encargan a los indios, a los inocentes abiertos y miserables que se encarguen como padres tutores a la Iglesia Católica, ahí nos consideran como indios miserables, y creo que de alguna manera eso es lo que se mantiene hasta ahora, es lo que nos está pasando con el tema de los candidatos para la segunda vuelta electoral.

Se ha dicho que Yaku Pérez no es indígena, se menciona que es un cholo disfrazado, han dicho cómo van a gobernar los indios, han dicho que no tenemos capacidad, como que el cerebro del que vive en el campo con los que residen en la ciudad y que tienen poderes económicos o quizás la gente también piensa que con mucha plata o con mucha riqueza como que es el más capacitado para gobernar, consideran que los que alcanzaron los títulos de cuarto nivel es el único que tiene la capacidad, es entonces, vemos en la provincia de Chimborazo que los del campo vienen agredir, que la gente de campo no tiene un sano criterio. 

Para Usted, ¿entre quiénes se da el racismo ?

No solo se da entre blanco y el indio, entre el afro y cualquier otro grupo, sino que hasta en las familias al decir que uno es pequeño y otro es grande; entonces, no nos estamos considerando como seres humanos, hay una diferencia de estatura, de color, de lengua, pero el cerebro es igual.

Es cierto que podemos decir que unos son más desarrollados que otros. No porque unos han tenido la oportunidad de ir a las universidades ya se creen diferentes, pero no es así, porque han desarrollado con todas las capacidades y otros a lo mejor han quedado ahí. A veces en el mismo sistema educativa dice, “mire su hijo parece medio bruto porque no apta y no tiene capacidad, y así sucesivamente, entonces ahí es donde se está demostrando que genera clases sociales y ahí este presente el racismo.

¿Qué hacer para cambiar esta situación?

Es muy importante desarrollar un trabajo psicológico, decirles quien soy yo,quien es usted, como yo valoro y como me valoran a mí, muchas veces creamos los prejuicios, hay que superar este tipo de prejuicios, solamente porque somos de poncho ya somos con menos valor, pero si dejo el poncho y me pongo terno a lo mejor me dicen doctor, y quizá sin serlo. 

¿Y cuáles son los cambios urgentes que tenemos que hacer?

Los cambios urgentes que tenemos que hacer es cambiar la forma de pensar, no porque vivimos 528 años de conquista tenemos que decir que los Gallegos son mejores, pero los Tenesaca no… esto es lo que tenemos que superar, somos seres humanos, gracias a Dios la juventud está pensando de distinta manera en estos tiempos.

¿Van cambiando la forma de pensar?

Las grandes élites posiblemente están pensando que existe diferentes clases, pero esto hay que cambiar desde la familia, desde padre y desde madre, papá y mamá delante de un hijo tenemos que decir que tanto la madre como el padre somos iguales, el varón no tiene que demostrar el machismo.

Por otro lado, hay que cambiar el sistema educativo, todo lo que significa el pénsum del estudio, programas educativos que deben ser cambiados desde la básica hasta la superior, porque empiezan a decir, yo soy el maestro y empiezo a impartir mis conocimientos y sucede que al joven piensan que el joven es un recipiente vacío y el otro es el que tiene llenito, y no se desarrollan juntos, también en la sociedad, pues en la sociedad ecuatoriana tenemos que cambiar. 

¿Qué otros cambios habrían que hacer de manera inmediata y urgente?

Hay que cambiar a nivel de las instituciones públicas y privadas, las instituciones jamás podemos decir: “espérate hijito, pase doctor“, así no vamos a cambiar nada, todos merecemos el mismo respeto y atención, quizá tal vez algún compañero indígena o una mujer indígena vaya a la oficina con su anaco, pero si es un hombre va con su poncho y su sombrero, hable en quichua, esa es la interculturalidad y la plurinacionalidad, hay mucho que hablar, creo que necesitamos sobre todo una toma de conciencia. En lo educativo a veces decimos que el campo no más es y puede ir cualquier profesor sancionado.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí