‘Niños’ destrozados y otros quemados en restauración

0

Los talleres de los restauradores de imágenes están muy ocupados, reciben ‘pacientes’ en situaciones críticas, rotos los brazos, sin dedos, mutilados los pies, hasta degollados, otros de menor magnitud pero quemados el cuerpo, y todos demandan de una urgente reparación porque tienen que estar listos para presidir la fiesta de la Navidad que es llena de alegría y de sorpresas. ‘Niños’ destrozados y otros quemados en restauración.

‘Niños’ destrozados y otros quemados en restauración. http://laprensa.com.ec

Casi el 80 por ciento de la población de Riobamba es católica y tiene mucha fe en el Niño Jesús, y se prepara para el festejo en el mes de diciembre, y se prolonga hasta enero con la fiesta del Niño Rey de Reyes de Chimborazo y de los gremios como el ‘Niño Chimborazo’, el ‘Niño Pucaicha’ que representan a grupos de música y danza.

Javier Hernán Lliguín lleva 25 años reparando imágenes, ingresó a esta actividad por afición, una religiosa de La Providencia, le confió la restauración de una imagen y como le salió bien, le entregó otra, y así empezó su labor en este arte que ahora es su forma de vida, noviembre y diciembre son los meses más activos del año porque reparan las imágenes que tienen que estar listas para iniciar la Novena.

REstauración de las imágenes

Javier empezó su vida laboral tallando muebles ‘Luis XV’, eso le facilitó vincular a la actividad de la restauración de las imágenes, su primer trabajo fue un ‘Niño’ de 30 cm bien deteriorado que le entregó la hermana religiosa Fabiola, ella fue ‘el Ángel’ que lo descubrió y lo vinculó a la vida de restaurador, y sigue en esta actividad porque “gracias a Dios, la población de Riobamba y Chimborazo es muy católica”, cada pueblo tiene su Santo Patrono y necesitan que esté bien, para el inicio de las fiestas patronales de sus respectivos pueblos.

Con respecto a la restauración de las imágenes de los ‘Niños’ todos dejan para última hora por eso hay mucho trabajo en diciembre.

Las imágenes que llegan a sus manos son las elaboradas en madera, yeso y resina, lo más antiguo y lo más cotizado y difícil de reparar, es en madera porque tienen que coger los tonos igual que el original.
Los ‘Niños’ son traviesos asegura el restaurador porque deja todo listo en una funda bien limpia para entregar al dueño, y el momento de la entrega, los pies están sucios y tiene que arreglar, se presume que salen a caminar, eso le ha pasado algunas veces,

El ‘Niño es la imagen más venerada por los católicos de la ciudad de Riobamba y la provincia de Chimborazo, pero reitera que cada pueblo tiene su patrono y por eso hay trabajo durante todo el año. Javier tiene dos hijos, pero ya no le hacen a este arte y el taller morirá con él.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí